Ponemos a disposición de todos los interesados que deseen contactar con nosotros la cuenta de correo comunicacion@asextra.org , única disponible para consultas y comunicación con ASEXTRA.



viernes, 3 de marzo de 2017

El creador de los test de drogas ve inviable hacer la segunda prueba en carretera que anunció la DGT

López-Rivadulla dice que esa posibilidad «está muy lejos» por «la complejidad de las moléculas, su número elevado y sus formas diferentes»

«A día de hoy está muy lejos la posibilidad de un dispositivo evidencial en carretera». El profesor Manuel López-Rivadulla (Lugo, 1949), catedrático de Toxicología de la Universidade de Santiago, asegura que «por el momento es totalmente inviable» poder realizar en la propia carretera la prueba evidencial que hay que hacerle a un conductor que dé positivo en consumo de drogas. Este experto contradice así el anuncio del director general de Tráfico, Gregorio Serrano, de que la DGT trabaja en la creación de un dispositivo que permitiese que los agentes realizasen las dos pruebas sobre el terreno, como se hace ahora con los controles de alcohol, y sin tener que enviar la segunda muestra a analizar a un laboratorio.

Rivadulla, que coordinó la creación y puesta en marcha del aparato que ahora usan los agentes para hacer el test indiciario, advierte de que «la complejidad de las moléculas, su número elevado y sus formas diferentes hacen imposible hoy en día poder llevar a cabo un análisis con la fiabilidad de los que se llevan a cabo en los laboratorios acreditados».

Explica que los equipos de los laboratorios «inequívocamente identifican una molécula sin duda alguna, mientras que los dispositivos de carretera solo pueden darnos un primer indicio sobre su presencia».

Rivadulla sostiene que los laboratorios deben seguir siendo «los garantes de unos equipos indiciarios cuyo funcionamiento actual ha sido fruto de trabajos colaborativos entre los agentes de tráfico y los científicos». Recuerda que los agentes no disponían de un dispositivo para hacer la prueba indiciaria en carretera y «después de 15 años de investigación colaborativa», el dispositivo «está en la calle y presta sus servicios adecuadamente, pero todavía no es evidencial». Se van a necesitar, añade, «mucho más de 15 años para poder hacer realidad las palabras demasiado optimistas» del director general de Tráfico. Mientras, el catedrático lucense asegura que el sistema actual «cumple con las expectativas, y contribuye a apartar de la carretera a personas que ponen en peligro no solo su vida, sino también las de los demás».

Fuente: La Voz de Galicia

No hay comentarios: