Ponemos a disposición de todos los interesados que deseen contactar con nosotros la cuenta de correo comunicacion@asextra.org , única disponible para consultas y comunicación con ASEXTRA.



miércoles, 31 de octubre de 2018

Por qué se producen los «atascos fantasma» y cómo evitarlos.

El fenómeno, que aparece y desaparece sin causa aparente, no solo lo provocan los conductores menos hábiles al volante.


Circulando con nuestro coche por la carretera, de repente, el vehículo que está justo delante de nosotros frena de manera brusca y enciende las luces de emergencia. En ese momento, paramos el coche, que apenas avanza según pasan los minutos. Lo que si aumenta es la desazón y el nerviosismo entre la mayoría de los conductores, que no vislumbran el fin del atasco. Pero entonces, otra vez de manera súbita, la congestión en el tráfico cesa, sin que se vea un accidente, un control de seguridad o cualquier razón que explique por qué hemos permanecido casi parados durante tan largo rato. Es el «misterioso» caso de los «atascos fantasma».

En realidad, detrás de este fenómeno existe una explicación que nada tiene que ver con sucesos paranormales. Ni siquiera con la habilidad de los conductores, ya que estas aglomeraciones se formarán inevitablemente, incluso aunque la caravana esté formada por expertos pilotos de carreras, cuya pericia al volante está más que demostrada. Porque los «atascos fantasma» son inherentes al tráfico. Pero, ¿cómo se forman -y desaparecen- si no existe motivo aparente?

Fuente: abc.es



No hay comentarios: