Ponemos a disposición de todos los interesados que deseen contactar con nosotros la cuenta de correo comunicacion@asextra.org , única disponible para consultas y comunicación con ASEXTRA.



domingo, 2 de noviembre de 2014

«Hay conductores a los que no queda más remedio que enviarlos a la cárcel»


Carlos Suárez-Mira, magistrado experto en seguridad vial, considera que sí que se puede hablar de «delincuencia vial»

«Sí que se puede hablar de delincuencia vial. Es un término acuñado por la doctrina penalista que refleja muy bien que en el devenir diario por las vías públicas se delinque al volante». Lo tiene claro Carlos Suárez-Mira (Carballo, 1966), magistrado-juez del Juzgado de lo Penal número 2 de Ferrol y buen conocedor de los problemas que determinados conductores causan a la seguridad vial.

-¿Se puede ir a la cárcel por conducir bebido?

-Se puede. Y, en ocasiones, se debe. Al igual que pasa con otros delitos, existe cierta tolerancia inicial con la primera e incluso con la segunda condena. Los fiscales, con buen criterio, junto a la privación del derecho a conducir, que se impone en todo caso, suelen pedir multa o trabajos en beneficio de la comunidad. Sin embargo, si el conductor sigue cometiendo delitos de tráfico está claro que no ha funcionado la prevención y entonces se pide, y se impone, la pena de prisión.

-¿Hay más supuestos de prisión?

-Sin duda. De hecho, la conducción a alta velocidad tiene las mismas penas que hacerlo bajo la influencia de bebidas alcohólicas o drogas. Y la conducción con temeridad manifiesta, y por supuesto, con desprecio por la vida de los demás, que tiene penas muy superiores, pudiendo llegar a prisiones de dos a cinco años en este último caso, además de la retirada del carné por diez años.

-¿Ha enviado a conductores a la cárcel por delitos de conducción, por alcoholemias, velocidad...?

-Sí. Incluso por conducción sin licencia o permiso, en casos de reincidencia. Hay conductores que han sido sorprendidos cinco, seis o siete veces sin carné, bien porque nunca lo han tenido o porque les ha sido retirado, y es evidente que para ellos no tienen efecto disuasorio la multa o los trabajos en beneficio de la comunidad, por lo que no queda más remedio que aplicar la pena de prisión en aras del mantenimiento de la seguridad vial. (Entrevista completa)

www.lavozdegalicia.es


No hay comentarios: