Ponemos a disposición de todos los interesados que deseen contactar con nosotros la cuenta de correo comunicacion@asextra.org , única disponible para consultas y comunicación con ASEXTRA.



martes, 10 de febrero de 2015

Gerente de una autoescuela en Francia: "Gano menos que un peluquero. Esta reforma nos va a matar"

La operación caracol de los profesores de autoescuelas se ha reanudado este lunes 9 de febrero de 2015. Su enfado es consecuencia de la reforma del permiso de conducir que prepara el gobierno. ¿Cuáles son los puntos de la ley Macron que les molestan? (*Macron es el apellido del ministro de Economía francés)


Kévin Vampouille
Kévin Vampouille
Kevin Vampouille, profesor y gerente de una autoescuela en Lille, explica las razones de su descontento: El permiso de conducir necesitaba un cambio. En este punto estoy completamente de acuerdo con el Estado, pero la manera de proceder y los cambios de esta reforma pone en peligro tanto nuestra profesión como nuestros alumnos. Soy profesor de autoescuela desde hace siete años y he ejercido tanto en Francia como en Bélgica. Apasionado de la seguridad vial, me gustan los contactos humanos y me encanta enseñar. Hoy, el gobierno busca aniquilar esta profesión que tanto aprecio. En esta ley Macron, todo me molesta.

Cualquiera no puede juzgar una conducción


Desde hace años, las autoescuelas no cesan de señalar la falta creciente de examinadores para los exámenes. Una carencia que tiene un impacto directo sobre nuestro trabajo. Para paliar este déficit y reducir los plazos entre dos exámenes, el gobierno sopesa llamar a otros funcionarios tales como los de Correos. 

No tengo nada en contra de esta idea, lo que critico es la casi ausencia de formación de dichos funcionarios de sustitución. Para ser examinador del permiso de conducir, hay que seguir una formación de seis meses de seguridad vial. Ahora, intentan hacernos creer que en media jornada, cualquiera puede juzgar quien es apto o no para obtener su permiso de conducir. Esto es ridículo.

Siguiendo la misma línea, la Ley Macron propone que se evalúe el examen teórico en los institutos de secundaria. ¿Por qué no?, pero ¿puede un profesor de matemáticas ser especialista en seguridad vial? Todo esto todavía es bastante impreciso, pero no presagia nada bueno.

Suprimir la obligatoriedad de las 20 horas no tiene ningún sentido


La obligatoriedad del mínimo de 20 horas de clase de conducción antes del examen no se debería suprimir. Es verdad que resulta bastante ilusorio creer que se puede obtener el permiso de conducir con solo 20 horas. Los buenos alumnos pueden aprobar con 25 horas, pero la media ronda más bien 30/35 horas.

Se podría acusar a las autoescuelas de mentir, pero hay que saber que estas 20 horas son un mínimo para que podamos impartir la totalidad del programa REMC (*Referencia para la Educación a una Movilidad Ciudadana) a nuestros alumnos. Entonces ¿Por qué suprimirlas? No tiene ningún sentido.

Por otra parte, antes de que el alumno empiece su aprendizaje tenemos por obligación valorarle haciéndole preguntas acerca de su experiencia (¿Ha conducido ya?, ¿Tiene un ciclomotor?, ¿Es capaz de asimilar rápidamente?) Todos esto elementos nos permitirán ofrecerle la formación más apropiada. Podrá entonces comparar para saber lo que mejor le conviene en términos de tarifas.

Clases on-line más baratas frente a pedagogía


El gobierno desea también permitir a los alumnos matricularse exclusivamente en internet. Existen ya cursos, pero hasta ahora se concebían como un complemento a la formación. Desde ahora, existirá la posibilidad de inscribirse al examen teórico sin pisar una autoescuela.

Aprender al 100% por internet equivale a suprimir todo el aspecto pedagógico. En mi autoescuela, por ejemplo, es posible seguir cursos temáticos, o bien corregir ejercicios que no aparecen en los test habituales. Conozco a todos mis alumnos, sus lagunas, sus progresos. Tienen un seguimiento personalizado.

Sin contacto humano, le será imposible al alumno tener una respuesta clara a problemas que no entiende. Este nuevo funcionamiento tiene por único interés incitar a un máximo de alumnos a matricularse para que algunas cajas tengan un máximo de dinero.

Amortizar la inversión


Otro punto abordado por la reforma es el pago de los derechos de exámenes. Un alumno tendría pues la posibilidad de volver a examinarse después de un suspenso por unos 45 euros como tope máximo.

La idea de un tope me parece interesante, pero el importe es demasiado bajo. El día del examen, una autoescuela corre un riesgo importante desde el punto de vista del seguro. Si el alumno tiene un accidente, el examinador está en su derecho de no intervenir. Me ha ocurrido ya tener un coche con un lateral completamente estropeado. (*En Francia el examinador va al doble mando del vehículo durante el examen).

En este tipo de situación los gastos producidos son importantes. Para recuperar, tengo que facturar un nuevo examen del permiso a 70 euros. En cambio, estoy de acuerdo con la idea de reducir el plazo a 45 días máximo entre dos exámenes.

¿Demasiado caro? Precio por hora más bajo que un peluquero

Para examinarse del permiso de conducir, un alumno motivado necesitara un mínimo de 5 a 6 meses. El precio es de unos 1500 euros. Considero que no es tampoco excesivo, la tarifa horaria es más barata que la de un peluquero.

El problema, es que la mayoría de los alumnos son estudiantes que todavía no se ganan la vida. Sin duda alguna, es un presupuesto, pero también es una inversión para toda la vida. No me aprovecho de ellos. Un año después de la apertura de mi autoescuela, he cobrado mi primer sueldo hace 3 meses. Gano 900 euros y trabajo 70 horas a la semana.

Puede ser que mis tarifas parezcan importantes pero hay que saber que el permiso de conducir es la única formación que tiene un IVA al 20%. Emmanuel Macron (*ministro de Economía francés) quiere poner el permiso de conducir al alcance de todos, hacer de él un producto de primera necesidad. Sin embargo, el IVA que se paga se asemeja más al de un producto de lujo.

Las clases particulares a domicilio tiene un IVA del 5%, ¿entonces por qué nosotros no? Si se baja el IVA, incluso se suprime, ajustaremos nuestras tarifas en consecuencia.

Estar a la expectativa

Ya he trabajado anteriormente en Bélgica. Hace unos años, ellos también pusieron en práctica una reforma bastante similar a la que nos intentan vender aquí ahora. A la vista del aumento del número de muertos en carretera en aquel país, están reformando, actualmente para desarrollar la formación y mejorar la seguridad vial.

Hacer una reforma implica escuchar lo que los principales implicados tienen que decir sobre el tema. 

Ahora bien, estos cambios van en contra de los principios de seguridad vial. Bajar el nivel de formación y del examen solo puede tener terribles consecuencias. (Información completa)

www.leplus.nouvelobs.com

Traducción: Noële Grente Lemullier
ASEXTRA Alicante

No hay comentarios: