Ponemos a disposición de todos los interesados que deseen contactar con nosotros la cuenta de correo comunicacion@asextra.org , única disponible para consultas y comunicación con ASEXTRA.



miércoles, 1 de abril de 2015

«Vivimos aquí y debemos acatar lo que nos digan»

La comunidad extranjera se divide entre los que consideran que deben ceñirse a las normas españolas y los que critican la burocracia

Lleva más de doce años en España y vive en la urbanización mazarronera de Camposol. Patricia, una londinense que imparte clases de inglés, renovó hace unos días su permiso de conducir. «Me enteré de que había entrado en vigor una nueva ley para los extranjeros y me apresuré para renovar mi carné», afirma con convencimiento. Para esta extranjera es adecuada la decisión de la Dirección General de Tráfico (DGT) de obligar a los conductores comunitarios residentes en el país a ceñirse a los mismos plazos de revisión del permiso que los españoles. «Me parecen bien este tipo de leyes, aunque tengo muchos amigos ingleses que no quieren renovarlo», explica. «Creo que es una medida de seguridad que todos los extranjeros deberíamos cumplir».

Al igual que Patricia, muchos ciudadanos de otros países se han visto en la obligación de renovar su permiso de conducción. El 19 de enero entró en vigor una ley por la que los extranjeros residentes en España, procedentes de algún país de la Unión Europea, deben renovar su permiso de circulación. Una norma que, según ha comprobado 'La Verdad', está dando de qué hablar.

«En Inglaterra también hay una ley parecida. Soy de las que piensan que las personas que vivimos en España, tenemos que ser como los españoles y acatar lo que nos digan», asegura Allyson, otra vecina de Camposol. «Todo lo que haga el Gobierno para mejorar la seguridad vial está bien. Sobre todo para los extranjeros que, como yo, nos vinimos a vivir aquí»», sostiene. Esta residente de la urbanización mazarronera reconoce, sin embargo, que no todos los afectados por el cambio de normativa muestran la misma disposición. «Muchos de mis amigos no han renovado el carné... No sé a qué están esperando», subraya.

«Muchos tienen miedo»

Entre los automovilistas afectados por la medida también hay voces contrarias al cambio. Kathy y Elain son amigas y residentes en el sector A de Camposol. «Nosotras aprobamos el carné de conducir en Inglaterra, y eso ya es para toda la vida», confirman con resentimiento en relación a la nueva norma. «No nos parece bien, porque sabemos conducir, y además hay que hacer mucho papeleo para tenerlo todo en regla, como el Gobierno quiere», añaden.

Paula, una londinense jubilada que lleva 13 años en Mazarrón junto a su esposo, Kim, tiene claro que es mejor tener el carné español. «Mi marido y yo decidimos venirnos aquí y renovamos todos los papeles», explica. «Ahora hemos arreglado también el carné de conducir porque es una obligación». Señala que «la mayoría de mis amigos no lo hacen y la verdad es que no entiendo por qué, cuando en Inglaterra también obligan a los extranjeros a hacerlo».

Kim asegura que «muchos compatriotas temen perder las ayudas de la jubilación de su país si tienen los papeles en regla en España, como residentes». De hecho, explica, «compran el coche con matrícula de aquí, porque llevan muchos años viviendo en Mazarrón, pero intentan ocultar que son residentes españoles». (Información completa)

www.laverdad.es

No hay comentarios: