Ponemos a disposición de todos los interesados que deseen contactar con nosotros la cuenta de correo comunicacion@asextra.org , única disponible para consultas y comunicación con ASEXTRA.



viernes, 30 de enero de 2015

La falta de personal en Cáceres obliga a realizar un solo examen de conducir al mes

Esta situación se arrastra desde el verano ya que la plantilla de examinadores ha sido reducida a la mitad. Las pruebas se anuncian días antes y las autoescuelas afirman que pierden alumnos a causa de las carencias

La falta de examinadores para la obtención de las licencias de conducción en la provincia cacereña causa "graves perjuicios a las autoescuelas y a los alumnos". En la actualidad solo se dispone de seis examinadores para los centros de Cáceres, Plasencia, Navalmoral, Trujillo y Coria, de modo que, desde el pasado verano, prácticamente solo se están realizando las pruebas una vez al mes en los distintos centros.

Así lo afirma Francisco García, presidente de la Asociación Provincial de Autoescuelas, quien además teme que la situación se prolongue hasta el próximo verano, periodo en el que este sector concentra entre el 70% y el 80% de su actividad, al contar con una mayoría de alumnos en edad de cursar estudios.

El problema tiene su origen en la sucesiva jubilación de los examinadores, de modo que la plantilla de 12 ha quedado reducida a 6 en el último año. Sus plazas no se cubren y tampoco se contempla la propuesta de las autoescuelas de contratar examinadores privados, como en Portugal o los países nórdicos.

Esta circunstancia genera situaciones complicadas para las autoescuelas cacereñas, un sector que da trabajo directo a más de 200 personas. Por ejemplo, los alumnos que el pasado verano no pudieron concluir el permiso de conducir pensaban hacerlo en Navidad aprovechando sus vacaciones, pero se toparon con que ni siquiera había examen. Es más: durante el mes de diciembre algunos ciudadanos no pudieron obtener a tiempo el permiso A2 que se requería para las oposiciones.

Hay otra complicación: el día exacto de la prueba no se anuncia hasta una semana antes, de modo que los alumnos tampoco comienzan las clases por no saber la fecha, ya que la crisis no les permite pagarse un número elevado de sesiones hasta el examen.

Por tanto, muchos intentan agolpar las clases cuando conocen el día concreto de la prueba, pero entonces no tienen margen para acudir a todas las necesarias, una circunstancia que está elevando los suspensos por la menor preparación de los usuarios. En otras ocasiones, los alumnos que trabajan en empresas no cuentan con una previsión suficiente para pedir el día libre y acaban perdiendo la oportunidad de examinarse, alargando así en exceso el proceso de obtención del carnet.

"No podemos programar de forma anticipada el proceso de enseñanza. Los problemas económicos que sufrimos las autoescuelas cacereñas son importantes", lamenta García.

El presidente asegura que la Jefatura Provincial de Tráfico es consciente de escollo y que también ha solicitado más examinadores a Madrid. El problema se extiende a otras provincias, por ello, desde la Confederación Nacional de autoescuelas (CNAE), a la que pertenece el colectivo cacereño, se está pidiendo a la Administración el personal necesario o bien la contratación de examinadores privados.

"La solución no puede esperar, porque si llegamos así al verano sería imposible mantener abiertas muchas autoescuelas, no podrían soportar la situación", advierte el presidente provincial.

Hay otras circunstancias adversas, por ejemplo el hecho de que la provincia de Badajoz sí tenga examinadores suficientes y pueda convocar pruebas cada semana. "Con todos nuestros respetos a los compañeros pacenses, algunos de nuestros alumnos se han marchado a examinarse allí para no tener que esperar, y no es justo. Solo pedimos que la situación vuelva a lo que era hace menos de un año, cuando nosotros también teníamos exámenes semanales", concluye el presidente. (Seguir leyendo)

www.elperiodicoextremadura.com

No hay comentarios: